Home Columnas ¿Síndico o Timador? / Polígrafo Político

¿Síndico o Timador? / Polígrafo Político

¿Síndico o Timador? / Polígrafo Político
0
0

Darinel Zacarías

“Sano es desbastar ese ambidiestro nudo gordiano de un tajo. Nos vendemos la herida y cortemos el pasado”
Joaquín Sabina

Motejado como “El Albahaca”, el Síndico de Tuxtla Chico Romeo de la Cruz Chávez fue denunciado por diversos ciudadanos, a quienes les bajó dinero para seguirlos manteniendo en los puestos administrativos que han venido desempeñando.
Para nadie es un secreto a voces que el arribo de la alcaldesa Deysi Aguilar se debió a un trabajo cercano con la gente más desprotegida. Su campaña de austeridad, le permitió llegar sin presiones ni compromisos.
Sin embargo, quién ha tratado de sacar tajada es Romeo de la Cruz Chávez, quién desde los primeros días que triunfaron en la urnas, trató de meter el diente y en el rayado, exigió 120 espacios laborales.
Este sujeto también conocido por sus instintos lascivos como la “Epazota”, desde la primera reunión de Cabildo, empezó con su beligerancia.
La idea es causar encono y rabieta para querer incrustar a la gente, a la que puso cuota de piso. La exigencia de manejar la nómina e incrustar a sus cuncas, familiares y demás testaferros.
Él sí atenta contra los principios que tanto promueve el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena). Para él no existe el No robar, No mentir y no traicionar.
A leguas se le nota su collar. El dueño, el exedil y usurero Eddy Morales. Con quién trató de pactar y vender la causa.
La radiografía de su felonía, obra en diversos dispositivos móviles, con pruebas fehacientes de su desmedida ambición.
La Albahaca no sólo pactó con Dios y con el Diablo. Su avaricia lo llevó a crear una red de corrupción, extorsión y artimañas.
Les exigió a varios coterráneos cantidades desde 5 mil hasta los 30 mil pesos, para seguirlos sosteniendo en su empleo.
Timados por Romeo de la Cruz Chávez, los afectados han buscado a la nueva alcaldesa para dejar al desnudo a Romeo de la Cruz Chávez, señalado sinvergüenza.
Con total descaro y sin recato, este sujeto ha tratado de manipular y chantajear a los demás regidores plurinominales para fraguar una corriente de intriga contra la actual presidenta municipal.
Por ellos, los regidores plurinominales deben mantener su distancia y al margen de este sujeto, que no sólo es acusado de vividor, cínico y bandido, también lleva en su historial diversos actos más, de inmoralidad.
La sentencia es, no servir de comparsa para quién en su momento fue beneficiado con un proyecto de más de 300 mil pesos para una tienda de abarrotes.
Para quién se le asignó 30 espacios laborales y aun así quiere y exige más, sin tener llenadero alguno.
Es cuestión de horas para que los ciudadanos hurtados, convoquen a una rueda de prensa y exhiban las engañifas de quién les pidió canonjías a cambio de plazas en la nueva administración.
De comprobarse las mezquindades de “La Albahaca”, los órganos jurídicos del Movimiento de Regeneración Nacional y las autoridades correspondientes deben considerar la cesantía inmediata de quién atenta contra la gobernabilidad de Tuxtla Chico.
Además, abundaremos en la siguiente intervención el pusilánime escándalo que rondó a Romeo de la Cruz Chávez por sus libidinosos instintos. Amores clandestinos. Ser bujarrón le costó que le quemarán a manera de rito, su ajuar.
Y es que como dice aquel estribillo ¡Los amigos no se besan en la boca! y si es del mismo sexo, la quemazón es más.
¡Aguas! Que un gay herido es doblemente, peligroso. Se lo platico con santo y seña, en mi siguiente polígrafo.
¿Quién dijo que tengo sed?

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

sixteen − 7 =