Home Columnas Puntos Cardinales 9-4-18

Puntos Cardinales 9-4-18

Puntos Cardinales  9-4-18
0
0

Oscar Palacios

México navega en  aguas tormentosas con un Presidente que no sabe para dónde ir. Envuelto en las llamas de un tratado comercial (TLCAN) que no termina de aterrizar aderezado con las amenazas cotidianas del  sicótico Trump que  nos criminaliza un día sí y otro también y envía tropas a la frontera y obliga a nuestras autoridades a frenar el viacrucis del migrante.
Al menos Peña, aunque tardíamente, protestó y resaltó que la patria es primero, aunque lo diga de dientes para afuera, es la patria. EPN llegó tarde en el ocaso del sexenio triste a responder a los agravios de Trump. Del silencio a la cómoda respuesta ya hay un avance, aunque sea mínimo y con fines electoreros. Algo es algo: Desahogue su frustración—dice EPN—en EU. Mientras  centros Videgaray insiste en que somos buenos socios y vecinos y un Idelfonso Guajardo con la historia sin fin de que ya merito. Finalmente, Trump será el ganón  con un Canadá con más ventajas que el nuestro. Entre güeros se entienden.
Y mientras eso sucede, el turismo en nuestro país va a la baja. Pareciera, como en los tiempos heroicos de la CIA, que estuvieran destruyendo los más importantes turísticos de nuestro país con el afán de complicar más nuestra desastrosa economía.  Aunado a lo anterior, podemos sumar la inflación que dicen que baja pero que no se ve cuando se va a la compra de alimentos.
Pero estamos en campaña y ya el que se va no interesa. Ya nos jodió y a ver si ahora se logra que gane el menos malo. AMLO, para angustia de muchos, sigue de puntero. Al menos es el más claro y original en sus propuestas. Por ejemplo, dijo que quitaría la pensión a los expresidentes y ahí va Anaya con lo mismo. Muy contrario de Mid quien dice que hay que mantener la pensión porque esos ratas históricos “entregaron su vida al país”. Para Ripley.
El extremo de la desesperación Pripanista es salir con el cuento de que la esposa de AMLO, Beatriz Müeller, es nieta de nazis. No se miden. Y circulan en redes las notas falsas. La maquinaria oficial se calienta. Hace magia con los mentiras y ni así bajan a don Peje.
Alguien que me sorprendió fue Tatiana Clouthier. Resultó una excelente adquisición del morenismo. No es rollera. Polemiza con altura. Sus argumentos tienen forma y fondo. Le tapó la boca a Castañeda, Aurelio Nuño y el hermanito incómodo Zavala en el programa con Loret de Mola. Al canino Lozano me lo tiene como lo que es, trapeador. De esas mujeres faltan.
Ya hay un museo de las excentricidades de los Narcos. Sus gastos superfluos enervan. Es el museo del enervante. ¿Cuándo ponen un museo de las excentricidades de los políticos mexicanos? Material, sobra. Sus gastos superfluos también ofenden a más de cincuenta millones en pobreza extrema.
A Doña Márgara, la independiente que depende del inefable maridito Calderón, le dieron su propina de cinco millones de pesos de parte de la magnánima familia Bailleres. Resulta una bicoca comparada con la extensión de tierras que le regalaron a los Bailleres para que sigan enriqueciéndose con la explotación minera. Por eso estamos como estamos…
CHIAPAS
Como ya sabemos, aquí no pasa nada y si pasa no pasa nada.  Manuel Velasco Coello sigue en las mismas haciendo lo que se le paga la gana en este pueblo olvidado de Dios…y de sus ciudadanos en un silencio cómplice. Hay protesta, claro, peor se pierden en el mar de la indiferencia. Los maestros, casi heroicos, han vuelto a las calles. La protesta es rutinaria, poquita cosa para MVC, no les paga. Y así medio mundo: empresas en la ruina, trabajadores corridos que no encuentran empleo, violencia e ingobernabilidad en varios municipios, en fin, la rutina.
El valemadrismo de MVC en torno a la cultura es público y notorio. No le produce  dinero para su rebosante cochinito y de ahí su indiferencia. Está peleado con la inteligencia. Ya van para  cuarto meses que no paga la pensión a los premios Chiapas, dejó a Coneculta como un cascarón quitándole recursos y para qué le sigo si ya lo saben. En el pecado llevará la penitencia. ¿O será cónsul? Por mí que lo fuera pero en “El Amate”.
Y se afilan las campañas. Tres tristes tigres, bueno, dos: Albores y Rutilio, porque Josean se cocina aparte, van por la grande. Los dos primeros tienen mucha lana para la compra sexenal. Aguilar Bodegas tiene una base importante de seguidores prestos a la acción. A él lo salva su experiencia, en especial, la gente del campo a la que seguramente, ya en el poder, les cumplirá. Sumado a eso el conocimiento de la geografía física y humana de la entidad. Parece sencillo, pero saber quién es quién en cada comunidad,  es de suma importancia. A los otros dos tendrán que andarles pasando tarjetitas para que se pan con quién hablan.
Esta campaña nos trae cosas irrisorias. El digno indigno de Eduardo Ramírez Aguilar (ERA) pasó de Indio Fernández a Clark Gable (léase cagable) en su carteles de promoción: se pasaron de fotoshop: claro de piel, sonrisa Colgate, peinado a lo Peña con VO5 y ojos tapatíos. Todo un artista. Aquí entre nos, se trata de zanja negra. No se confundan. Ah, y es morenista hasta la cachas—ay Andrés Manuel—o del parido que le pongan enfrente. Un verde que maduró en marrullería.
Y ya con esta me despido: silencio en la noche, ya todo está en calma, el músculo duerme, la ambición descansa… bueno, menos la de los políticos y los chambistas que aspiran a vivir fuera del error.

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

ten + sixteen =