Home Columnas López Obrador y cómo vencer inercias / De Primera Mano

López Obrador y cómo vencer inercias / De Primera Mano

López Obrador y cómo vencer inercias / De Primera Mano
0
0

RODULFO REYES

Ayer que recibió su constancia como presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador afirmó que “la gente voto por un gobierno honrado y justo y eso vamos a brindar”.

            Visto desde esa óptica, los mexicanos esperan que Morena administre de forma diferente a como lo hicieron en su momento el PRI, PAN y PRD.

            El nuevo instituto gobernante, y sobre todo López Obrador, tienen de tarea evitar las prácticas de las demás fuerzas políticas a la hora de ejercer la dirección de alguna entidad o la nación.

            Vaya, que Morena no sea un partido sexenal, como asegura el presidente del PRI tabasqueño, Pedro Gutiérrez, quien, a destiempo, ha iniciado una cruzada contra el próximo mandatario del país.

            Sin embargo, será difícil evitar la inercia de la política, pues aunque el de Tepetitán realmente tenga ganas de trascender haciendo un gobierno sin demagogia y con honradez, como le dijo el martes en la noche a los familiares de desaparecidos en Ciudad Juárez, Chihuahua, durante el primer foro para confeccionar la política de seguridad de la siguiente administración, hay resistencias internas.

            Información fidedigna en poder de este reportero revela que algunos ex funcionarios que apoyaron la campaña del movimiento lopezobradorista en Tabasco están empezando a planear negocios.

            De acuerdo con fuentes confiables, dichos personajes están sentando a alcaldes electos con empresarios que se ofrecen como proveedores “de todo” de las nuevas comunas.

            Esa actitud contrasta con el mensaje que está ofreciendo López Obrador.

            “Fue sorprendente todo el acontecer del 1 de julio, nuestra comunidad demostró su endereza y así lo han reconocido otros países del mundo, su participación nos hizo pasar a la historia”, dijo el tabasqueño este miércoles tras ser declarado presidente electo.

“Considero que la gente voto por un gobierno honrado y justo y eso vamos a brindar”, sentenció.

“La mayoría de los mexicanos están hartos de la prepotencia, de la ineficiencia y desean con toda el alma poner fin a la corrupción”, apuntó.

“Debemos erradicar la violencia, debemos reformular la política de seguridad, que hoy al parecer solo se trata con el uso de la fuerza, trataremos de mejorar el bienestar social por el bien de la república”, sostuvo

“La gente votó para que exista en México un verdadero estado de derecho, el pueblo tiene legalidad, votaron para poner fin a las imposiciones y los fraudes electorales, quieren castigos para los políticos corruptos y los de cuellos blancos, la justicia deberá ser pareja para todos”, subrayó.

Semanas atrás, el tabasqueño les había leído la cartilla a gobernadores electos, presidentes municipales electos y legisladores electos, cuando les dijo en su casa de transición que no esperaren llegar al cargo para meterle el diente al presupuesto.

Los políticos que no conocen la trayectoria de AMLO, como los que andan acercando a hombres de negocios con las autoridades electas, deben recordar que en 1983 el tepetiteco fue echado de la dirección del PRI por pretender que comités partidistas actuarán como contraloría social en los 17 ayuntamientos de Tabasco.

Una rebelión de presidentes municipales capitaneada por Gustavo Rosario Torres, a la sazón edil de Centro, provocó la caída de Andrés Manuel, lo que de alguna manera empezó la historia que todo mundo conoce.

Por eso se ve difícil que al mandatario electo le puedan pasar la rata por los ojos.

En Tabasco se debe seguir su ejemplo.

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

2 × 5 =