Home Columnas En la Mira / Día de la niñez, entre festejos y cinismo político

En la Mira / Día de la niñez, entre festejos y cinismo político

En la Mira / Día de la niñez, entre festejos y cinismo político
0
0

Héctor Estrada

Más allá del habitual frenesí político, caracterizado por aprovechar el 30 de abril con eventos propagandísticos y mítines prelectorales disfrazados de repartos masivos de juguetes, la realidad es que en Chiapas actualmente más del 40 por ciento de los niños y las niñas viven en pobreza extrema; muy lejos aún de los festejos triunfalistas y la indiferencia de autoridades que poco han hecho durante los últimos años para sacarlos de la marginación.
Y nada de malo tiene celebrar a la niñez, pero en la clase política-gobernante el hecho resulta un asunto de cinismo e hipocresía pura. Como cada año, los “festejos oficiales” rayaron en la demagogia, la burla y el insulto. La fórmula de siempre: templetes, presentaciones faraónicas de los “dadivosos” y juguetes (por cierto, de los más baratos que pudieron encontrar) para niños y niñas de colonias y comunidades donde ni siquiera tienen agua potable.
De actos oficiales de reflexión, reconocimiento de pendientes en la materia o compromisos reales, ni hablar. Eso no retribuyen con reflectores o posibles votos desesperados para los políticos de siempre. En una entidad como Chiapas, la clase política está obligada a abordar el “Día del Niño (y la Niña)” desde un ángulo diferente al resto. Su responsabilidad con ellos y ellas estás más allá del superficial reparto de juguetes, está en trabajar todos los días para mejorar su calidad de vida.
Y es que la cifras no miente. De acuerdo a la última Encuesta Intercensal del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en Chiapas el 43.8 por ciento de los niños y niñas viven en hogares con condiciones de pobreza extrema; mientras el 87 por ciento presenta algún tipo de carencia en materia de acceso a la seguridad social, alimentación adecuada; servicios de salud; servicios básicos en su vivienda y rezago educativo.
Alrededor del 35 por ciento no asisten a la escuela, por diversas causas que van desde inmediata ocupación laboral a la falta de escuelas. A lo anterior se suman las deficiencias en la atención médica, por falta de infraestructura hospitalaria y cobertura de salud (medicamentos), que hasta el 2013 significaron la muerte del 12 por ciento de los decesos infantiles en Chiapas, a causa de padecimientos tan comunes como infecciones intestinales simples.
En lo que respecta al trabajo infantil las cifras no resultan más alentadoras. Actualmente uno de cada diez niños chiapanecos se encuentra inmerso en el sector productivo estatal, por lo que al menos 170 mil menores de 14 años en Chiapas son parte de las cifras. De acuerdo a datos de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), en la entidad chiapaneca el 10.9 por ciento de los niños realiza algún tipo de trabajo. Es una cifra que coloca a Chiapas como uno de los 10 estados con la mayor problemática.
Las estadísticas oficiales son claras, de cada 100 de estos niños trabajadores, sólo el 50 por ciento son subordinados y remunerados, cuatro por ciento trabajan por cuenta propia y el 46 por ciento ni si quiera reciben pago por su trabajo diario. El 30 por ciento laboran en el sector agropecuario, 26 por ciento en el comercio (la mayoría en el sector informal), el 25 por ciento en los servicios, 13 por ciento en la industria manufacturera, el cuatro por ciento en la construcción, mientras el dos por ciento de los casos no se especifica el rubro.
Se trata de un sector para el que estados como Chiapas aún tiene muchos pendientes. Y es que, no se necesita caminar demasiado para palpar la realidad; en las calles, mercados, caminos y plazas públicas su presencia laboral –la mayoría irregular- se ha vuelto un escenario recurrente. Son niñas y niños a los que la pobreza, el rezago educativo, la ignorancia de sus padres o su situación migratoria los mantiene atados a lacerantes entornos de marginación donde festejar el “ser niño o niña” francamente es asunto fuera de sus prioridades… así las cosas.

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

thirteen + five =