Home Columnas El debate; ¿quién ganó, quién perdió? / Comentando la noticia

El debate; ¿quién ganó, quién perdió? / Comentando la noticia

El debate; ¿quién ganó, quién perdió? / Comentando la noticia
0
0

Alfonso Carbonell Chávez

En mi pasada entrega del viernes, hablamos del debate que viene, la oportunidad, que este domingo 22 finalmente, tuvo efecto entre los candidatos y candidata presidenciales, primero de tres que deberán efectuarse obligadamente durante el periodo de campañas. La primera acotación que quiero compartir, es sobre del nuevo formato experimentado en esta oportunidad y el que ciertamente resultó, respecto a los que desde 1994 se inauguran este tipo de ejercicios confortativos sexenales, pero que desde mi modesta apreciación le faltó mayor agilidad y tiempo tanto para los moderadores como y principalmente, a los candidatos. Veía, escuchaba y leía en diversas mesas de análisis y analistas del  pos debate, cómo, la mayoría de éstos ellas y ellos, aplaudían en general las posibilidades de interlocución entre los propios candidatos al responder directamente, a las preguntas que de manera particular sobre los temas previamente acordados los tres moderadores les realizaban por igual a los candidatos. La novedad en sí que estimo se introduce, es que hay posibilidad de réplicas y contra réplicas entre los candidatos, claro con una bolsa de tiempo aún muy limitada de 2 minutos y medio pero con intervenciones no mayores a un minuto. De menos raro. Aunque insisto, le dio más dinámica al debate. Sí partimos de inicio para valorar el nuevo formato lo que se habría experimentado en pasados debates, ¡claro! se avanzó evitando el discurso acartonado y los ataques sistémicos. Pero no creo que haya sido tiempo suficiente para que los candidatos ¡cinco uf!, insisto para mayor explayamiento en las propuestas, mucho menos si el poco tiempo se tuvo que emplear para responder a las acusaciones. Sobre todo cuando el formato, queda claro, les permitió a tres de los candidatos y la candidata, hacerle casita a Andrés Manuel tal y como lo habría anticipado, en mi pasada columna de referencia. Me echan montón dijo López Obrador.

Pero sobre de quien ganó o quién perdió el debate, igual he escuchado versiones encontradas aunque advierto también, la mayoría coinciden que fue Ricardo Anaya el ganador, ya por su cualidad de polemista, ya porque preparó a conciencia sus temas, porque resolvió con eficacia los señalamientos y fue concreto en alguna de sus propuestas o por lo que haya sido; pero de eso a que ya puedan cantar victoria sus seguidores, estimo aún está lejos. Al menos este lunes las encuestas generales, es decir las de intención del voto, estas siguen midiendo a Andresmanuelovich con diferencia de dos dígitos incluso que ponen a López Obrador con el doble sobre Ana na naya y del triple de ventaja con José Antonio Meade. Así y casi de manera unánime, también hay coincidencia que quién perdió el debate, es el candidato del PRI que no es priista el señor “Mich”.

Por lo que hace a los candidatos independientes, la señora Margarita Zavala y el Bronco Jaime Rodríguez, lo único que confirmaron en este primer debate, es lo lejos que están no solo en las encuestas sobre los dos punteros López y Anaya, sino su distancia con la gente; la primera cree o considera y así lo mostró en el debate, que por su condición de mujer que se le aplaude el carácter de confrontar a los cuatro hombres, considera ser suficiente para ganar y con arengas o llamados a rescatar los valores, es como espera resolver los problemas de seguridad, corrupción y democracia. Craso error. El bronco y su caballo, cuál Calígula, no tardó en corroborar que lo suyo lo suyo, no es la tolerancia, la inclusión ni la salvaguarda de los derechos humanos. Y su péndulo electoral oscila en reversa (¿?) de los tiempos que corren y propone las manos a los delincuentes a los ratas, o que el matrimonio solo debe ser entre hombre y mujer por lo que le preguntaron, ¿usted cree en el matrimonio? Y responde; ¡creo tanto en él que me he casado tres veces! ¡Plop! Así de grave así de risible.

En cuanto a Andrés Manuel López Obrador, si bien presentó la estrategia anunciada al haber advertido que no respondería a los ataques y por contrario se conduciría con respeto hacia sus adversarios políticos, siguió el guion y por momentos pareció estar ausente como en otro sitio y ante otros personajes, mostrando al menos para un buen de analistas y miles de televidentes, falto de conocimiento o de menos lento para procesar las acusaciones, y eso hizo ver a los otros como Pepe Meade y Ricardín Anaya, más impecables. Aquí lo que comentaría y no en descargo a lo observado y criticado a Andrés, que fue tanto el bombardeo de parte de ¡todos!, que si se hubiera dedicado a responderle incluso defenderse de ataques y calumnias como él las califica, se hubiera visto no como un candidato presidencial número uno de las encuestas, sino como un vulgar gato defendiéndose boca arriba del feroz ataques de tres mastines y fifi.

Finalmente José Meade, le sigue costando mucho esfuerzo conectar con la ciudadanía y en este caso en particular, con las audiencias. Él, Meade, puede ser un hombre honestón porque puros en el gobierno y la política no hay. No se dan… no existen. Cuando Mid se le va a la yugular a Ricardo sobre el tema del lavado de dinero y crítica a los dos de arriba, es decir a Anaya y López, que no han presentado su tres de tres o como él su siete de siete (sic), en su oportunidad el caustico Ricardito, le suelta a Mich; le dejo de tarea que responda este siete de siete; el caso Odebrech, el socavón, la estafa maestra, y por ahí se va. ¡Mocos!

Bueno hasta aquí la dejamos, ya habrá tiempo de evaluar en campaña sí; el  ganador del debate en verdad ganó puntos en las preferencias e intención de votos; o sí el perdedor, finalmente confirma su calidad de tercer lugar y entonces como advierte Ricardo Anaya, la contienda será entre dos; él y Andrés Manuel. Entonces esperemos ver durante este periodo de campañas antes del segundo debate, debate que por cierto parece tendrá algunas modificaciones en el formato con presencia de ciudadanos que formularán preguntas, sí Margarita o el bronco o los dos, deciden declinar su aspiración a favor de Meade o de Anaya, lo que es seguro ninguno a favor de López Obrador. Así; El debate; la evaluación. Me queda claro.

Ya de salida (#3de3)

 

1.- Como aderezo al tema anterior del debate, el pasado fin de semana y en un acto que lo dibuja de cuerpo entero, el llamado Jaguar Armando Ríos Piter (PRI) ex aspirante independiente a la presidencia de México, decidió unir su “movimiento” al candidato de la coalición Todos por México José Antonio Meade Kuribreña. Los cañonazos que el gobierno federal está soltando a ex opositores al gobierno de Peña Nieto y por ende al candidato priista, muestran el cobre porque durante su encargo popular en el Senado, éste personaje se cansó de atacar al sistema priista y ahora después de defenestrar a su ex partido el PRD, se alía a un candidato que representa para muchos millones de pobres como a miles de familias, estar sumidas en la pobreza así como cientos de miles de muertes y desaparecidos. Pero si no fuera suficiente para evidenciar la estrategia de cooptación de adversarios, ahí está ahora el gobernador “perredista” de Michoacán Silvano Aureoles Conejo, que también se ha pronunciado a favor de la candidatura de “Mich” por lo que la dirigencia de su partido, le ha iniciado proceso para su expulsión. Se habla sobre este caso en particular, de la asignación de poco más de 2 mil 400 millones de pesos para programas sociales al estado de parte de la federación, sobre todo para el programa “tarjeta rosa” que se habla, serían destinados para operar a favor de Pepe Mid y los candidatos del PRI. Y algo quedará de sencillito para el propio neo priista…// 2.- Las campañas electorales en el tema federal en Chiapas, bueno ya están viento en popa. Después de un impase en el que los partidos finalmente decidieron, negociaron las candidaturas a diputados federales y senadores, casi se fue a tiempos extras. Ya algunos y algunas candidatas han mostrado sus armas y empiezan de manera gradual pero ascendente, a tomar ritmo y alcances en mítines masivos o igual sentándose con los líderes de diferentes sectores sociales y productivos, como realizar lo hemos constatado, un acercamiento cercano con la gente incluso tocando puertas casa por casa. Eduardo Ramírez Aguilar, candidato a senador por Morena, parece avanzar a marchas forzadas ya que su salto mortal del partido Verde del cual era dirigente a Morena, le representó un cierto rechazo inicial de los morenistas y sus aliados, para empezar a otorgarle confianza, sobre todo a un personaje tan cercano al gobernador Manuel Velasco. Pero ya ha empezado a calar con sus propuestas y no olvidemos que quien es el candidato a la gubernatura, también resulta ser un ex colaborador del mandatario chiapaneco. Así entonces, todo es cuestión que se acomoden las calabazas antes verdes y ahora morenas. Je…// Y así Por Chiapas al Frente, la candidata al Senado María Elena Orantes López, también empieza a reflejar intensidad en su campaña y lo mismo se le ve en la costa, que en la sierra y así va de Berriozábal a Palenque que de Ocosingo a Acála. Sin duda la competencia será reñida, ya que hay en muchos y muchas candidatas a cargos federales, vasta experiencia en política y la administración pública. Y así Zoé Robledo quien busca una diputación federal de Tuxtla, o Claudia Trujillo al igual que el candidato moreno Zoé pero por Movimiento Ciudadano. Y los priistas que citábamos en ocasión anterior Jorge Betancourt y Jorge Luis LLaven también por una diputación federal. Ya presentaremos las listas completas. Por cierto, alguien sabe quiénes son los candidatos del PRI Verde al Senado. Gracias…// ¡Me queda claro! Salu2.

Miembro de la Asociación de Columnistas Chiapanecos, A.C.

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

15 − 10 =