Home Chiapas Culpable la SEMARNAT de la contaminación en Chiapa

Culpable la SEMARNAT de la contaminación en Chiapa

Culpable la SEMARNAT de la contaminación en Chiapa
0
0
A. Marroquín
Tuxtla Gutiérrez, Chiapas. 08 de febrero de 2018 (muralchiapas.com).-  La Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) es la dependencia culpable de los contaminantes emitidos en la atmósfera por la empresa Cales y Morteros del Grijalva, denunciaron habitantes de la Ribera Cahuaré.
A unas horas de manifestarse a fuera de la industria, María Alejandra Aldama Pérez, habitante de la Ribera, señaló que la SEMARNAT a cargo de Amado Ríos Valdés, es el organismo responsable de los contaminantes que se producen en la fábrica calera, ya que el único permiso con el cuentan fue autorizado por esta dependencia en el 2016.
“De hecho en el 2016 la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales autorizó la licencia de funcionamiento a pesar de las demandas… la SEMARNAT es la responsable de que ellos ahora se encuentren trabajando y sigan contaminado de la misma manera que han contaminado siempre”.
“Ellos ya tienen más de 50 años explotando la piedra sin permiso alguno, el único permiso con el que cuentan es una licencia de funcionamiento por producción autorizada y se las otorgó la SEMARNAT”, denunció.
Explicó que ante la nula aplicación de las leyes ambientales, son niños y personas de la tercera edad los que se ven mayormente afectados por la producción de cal y otros productos de construcción derivados del combustible petcoke, cuales dañan la piel y las vías respiratorias de la población.
“Ellos queman un combustible que se llama petcoke y sus emisiones son al cielo abierto, tanto el polvo, el humo despiden un olor fétido como azufre y el ruido permanente de día y de noche. Nos provoca insomnio y estrés”, comentó.
A lo anterior, recordó que desde más de 15 años han denunciado a la empresa por la contaminación que ha generado ante la presidencia municipal de Chiapa de Corzo, la SEMARNAT, la SEMANH, la PROFEPA, la Comisión Nacional de Áreas Protegidas (CONANP) y la Comisión Interamericana.
“Nos dicen que vienen hacer inspecciones, que sancionan a la empresa, la empresa para la multa y le vuelven otorgar otra vez el permiso”, lamentó.
De esta forma, puntualizó que al mantener una mesa de trabajo con las dependencias ambientales, la empresa y los habitantes afectados se autorizó en 2016 la reubicación de la fábrica en un lapso de un año, sin embargo el tiempo concluyó y la Calera sigue laborando en la zona de la Ribera.
“Ellos se comprometieron que en un año iban a migrar a otro lado… ese año que pidieron de plazo ya pasó, va para dos años y la contaminación sigue siendo al máximo”, dijo.
Para finalizar, subrayó que lo único que piden es la reubicación de la fábrica en un lugar donde no sufran afectaciones las personas, como el Parque Nacional del Cañón del Sumidero que ha sufrido severos daños en sus paredes.

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

five × one =